Comunicación corporativa: Lo que siempre explicamos a nuestros clientes

comunicacion corporativa

Hoy en día existe tanta competencia en el mercado de las agencias de comunicación y la comunicación corporativa que a la vez que los precios de los servicios caían por el suelo caía también la credibilidad de muchos profesionales, que a modo de comerciales sin escrúpulos prometían a sus clientes cosas que no les iban a poder dar. Ni ellos, ni nadie. Por eso en Tacatá Comunicación nos gusta ir siempre con la verdad por delante. 

En la comunicación corporativa, las cosas por su nombre

Todavía hoy, pese a que ya se ha hablado largo y tendido sobre el tema y ha quedado demostrado para qué sirven y para qué no las redes sociales, muchos posibles clientes llaman a nuestra puerta diciéndonos que quieren mejorar su presencia en redes sociales porque quieren vender más. Y lo quieren ya. Y bueno, con una buena presencia y una buena estrategia publicitaria, en algunas redes sociales que facilitan un comportamiento de compra más impulsivo como es el caso de Instagram, puedes vender más. En otras, como Facebook o Twitter, que son las más utilizadas, la cosa cambia.

Una reciente noticia publicada en Puro Marketing constataba un cambio de tendencia que nosotros llevamos tiempo, desde nuestros inicios, comentando con nuestros clientes: las marcas emplean sobre todo la red social del pajarito como canal para resolver dudas e incidencias con los consumidores. Como un nuevo canal de atención al cliente. Y lo mismo vemos en Facebook. En Tacatá Comunicación entendemos que ese debe ser uno de los dos pilares fundamentales de toda estrategia comunicativa de marca en redes sociales. Y así se lo hacemos saber a los clientes que quieren trabajar con nosotros. El segundo sería generar comunidad y eso se consigue compartiendo buenos contenidos que sean de interés para tu público potencial y animando con ello a la participación. Digamos que es una forma de dar valor añadido a la marca: “No solo vende “X” producto que me encanta, sino que además en redes sociales me ofrece información que me resulta más que interesante”.

A partir de esa premisa, muy posiblemente, lleguen las ventas, porque estás ofreciendo a tu potencial cliente un buen producto, soporte para solucionar dudas y un valor añadido en forma de información y de comunidad. Pero es un trabajo a largo plazo, no es entrar en las redes y empezar a vender, que es el mensaje que muchas veces se traslada de forma errónea desde las agencias. Si fuese tan fácil no haría falta nuestro trabajo.

El mito de las notas de prensa

Hoy en día los periodistas (incluso los blogueros) reciben tantas al día que la mayoría de ellas acaban sin ni siquiera haber sido leídas en la carpeta de correo eliminado. Pese a ello la palabra “nota de prensa” sigue rodeada de un aura casi mitológica y hoy en día todo el mundo escribe notas de prensa y por cualquier motivo. Y de eso somos responsables los profesionales, que aun a sabiendas de que no tendrán ningún eco, las escribimos por petición de las marcas: por no querer/saber explicarles como funciona el mundillo o porque al final es una forma fácil de facturar.

En Tacatá Comunicación, sin embargo, partimos de la premisa de que para lanzar una nota de prensa tiene que haber detrás un elemento verdaderamente noticioso que al menos pueda interesar a un segmento de los medios de comunicación. Si no es así, no hay nota de prensa, porque si sacamos una nota y no tiene eco, nuestra profesionalidad quedaría en entredicho. Por eso intentamos explicar siempre a nuestros clientes la necesidad de tener algo que comunicar que por x motivo sea susceptible de llamar la atención de los periodistas y no acabar en la bandeja de correo eliminado. Preferimos siempre ir con la verdad por delante y no crear unas expectativas que luego acabarán convertidas en decepcionante papel mojado. Es la mejor forma de establecer una relación de verdadera confianza con quienes confían en nosotros y en nuestro trabajo.

Otros enlaces de interés:

¿Qué opináis acerca de la comunicación corporativa de una empresa?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *